El tutorial de lunes | Efecto craquelado

¡Buenos días! ¿cómo estamos después de este fin de semana tan soleado? (al menos por aquí). Hoy tenemos un tutorial preparado por Paula Pérez en el que nos va a enseñar su particular modo de utilizar la pasta de craquelar. Os dejo con ella!

Hola!! Estoy encantada de estar este mes como Diseñadora invitada en YoY Scrap, y quiero dar las gracias a las chicas por permitirme estar aquí, así que lo dicho, muchísimas gracias.

Bueno, yo hoy os traigo un tutorial de algo muy sencillo pero que puede que no conozcáis. Es la pasta de Craquelar de Prima Marketing.  Hay varias opciones de color, pero yo la que normalmente uso es la transparente. Le da a los trabajos un aspecto diferente al glossy que también crackela, y en función de como la apliques consigues unos resultado u otros. Yo os voy a explicar como conseguir este.

Si os fijáis en el corazón de mi tarjeta, está como granulado y con algo de relieve. Es como si le hubiera echado arenilla o algo así y además está como roto (lo que se llama el efecto craquelado). Bueno vamos a ver paso a paso como lo he hecho, pero en lugar de con el corazón con otro elemento.

Esta vez voy a usar la bola del mundo de Tim Holtz. Podéis usarlo en papel, pero como vamos a darle muchas capas de pintura y demás, os recomiendo que uséis cartón, así que necesitáis un troquel que sea capaz de cortar cartón.

Lo primero que tenemos que hacer es cortar nuestro diseño en el cartón, y luego darle una capa de gesso, pero no la damos con pincel, yo en este caso prefiero darla con una paleta, porque lo que buscamos es que no quede uniforme, mirad la siguiente foto.

Cuando ya tenemos el gesso dado, nos queda pintar, yo voy a usar acuarelas, pero podéis usar lo que queráis, tintas, tintas en spray, pintura acrílica… Lo que es importante es que donde vayáis luego a poner la pasta Crackle lo pintéis un poquito más oscuro de que queréis que quede porque cuando demos la pasta y seque aclarará un poco.

Una vez que tenemos la pintura seca, ya sólo nos queda darle la pasta. Igual que con el gesso, no la vamos a dar con pincel, sino con la paleta, y lo más importante en este caso nada de extenderla!! Vamos a llenar de “pegotes” los trozos que queramos que se rompan. Os dejo una foto de como lo dejo yo.

Y ya está, ahora sólo tenemos que dejarla secar y listo, ya tendríamos nuestro elemento preparado para poder usar en cualquier proyecto que estemos haciendo. Es importante con estas pastas que no le deis con el secador de embossing para acelerar el secado, porque si lo hacéis la pasta reaccionará de diferente manera y los rotos no quedarán igual.

Espero que os haya gustado y que le saquéis partido a estas pastas que son una maravilla.

Un besazo,

Pau.